miércoles, 9 de agosto de 2017

Después del doctorado: Salidas profesionales no académicas

academia-doctorado-empleo-trabajo
No es ningún secreto si afirmo que el mundo laboral, y más concretamente en España, está bastante mal en general. Es cierto que la teoría dice que a más formación tengas, más posibilidades tendrás de encontrar un trabajo, pero lo que no tengo claro del todo es si esta afirmación solo vale para trabajos de camarero, recepcionista y otros similares, los cuales respeto mucho y he trabajado ya en varias ocasiones, pero creo que después de estudiar un doctorado podemos aspirar a trabajar en algo más próximo a nuestra formación. Creo que no es mucho pedir.

El caso es que cuando acabas el doctorado, o estás a punto de hacerlo; no siempre es fácil encontrar trabajo. Cierto es que el área de conocimiento influye mucho, cierto es que también hay un factor de suerte/estar en el sitio adecuado en el momento adecuado, que hay que tener paciencia y no querer encontrar el trabajo de tu vida al día siguiente de defender la tesis... pero es evidente que con el panorama actual, a muchos nos entren dudas sobre cómo continuar en este mundo para ser profesor universitario o investigador. O simplemente has visto que esto no es lo tuyo y una vez acabes, quieras dedicarte al mundo profesional/no académico.

Por eso, en el post de hoy quiero ofrecerte algunos puntos a modo de ideas o posibilidades a tener en cuenta para trabajar fuera del mundo académico una vez terminado el doctorado. Vamos allá:

-Oposiciones: La típica salida. Me refiero a oposiciones fuera de la universidad o de tu centro de investigación, aunque siempre puedes intentar postular como PAS (Personal de Administración y Servicios) o técnico a otros puestos que no sean de PDI (Personal Docente e Investigador). Las opciones de oposición dependerán de tu área del conocimiento: desde profesor de secundaria o formación profesional, a inspector de hacienda; pasando por técnicos, personal bibliotecario, etcétera. En algunas de estas oposiciones se pide alguna titulación específica (por ejemplo, el máster del profesorado de secundaria), por lo que tienes que ver si te compensa haber hecho ya un máster y un doctorado para tener que hacer ahora otro máster... y luego opositar a algo que en principio, no era tu primera opción.

-Analista o técnico: el tipo de analista o técnico dependerá una vez más de tu especialidad, pero muchas empresas (sobretodo, las que tienen un departamento de I+D o investigación) buscan personas con una gran formación para mejorar sus productos o servicios y continuar con el plan de diseño y desarrollo.

-Especialista en tu campo: En muchos casos, se puede aplicar la situación de que aquello que aprendiste en tu máster, luego lo desarrollaste en el doctorado dada la relación y cercanía de los temas en una etapa y en la siguiente. Por ello, siempre puedes venderte de cara a un puesto de trabajo como especialista en eso que estudiaste en el máster, pero con un nivel más de formación, con más experiencia, y con más y mejores habilidades.



Pues esto es todo de momento, pero si tienes más sugerencias, conoces otras opciones o quieres compartir tu experiencia... déjanosla aquí abajo en los comentarios!!

Si te ha gustado el post, compártelo en Facebook, Twitter y recomiéndalo! Al final de cada entrada tienes los botones de redes sociales. Suscríbete en la barra de la derecha. También puedes seguirnos en el canal de Youtube de la comunidad ebaes!! Un regalo personal para los lectores más fieles te espera, además de ciertas ventajas y adelantos de post especiales. Encontrarás toda la información en el email de confirmación que te enviaré. 

 @ebaes 

 Photo Credit: Sole Treadmill

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario. Te responderé personalmente en la mayor brevedad posible. Si te ha interesado el contenido, suscríbete en el botón que tienes a la derecha.